El extraño caso del éxito de Stranger Things

Es la sorpresa del año. No la vimos venir, o por lo menos yo no la tenía en cuenta. Nunca hablo de series en el blog, pero esta vez no me queda más remedio, tengo que escribir sobre ello. Me enteré de su existencia, cómo no, gracias a Twitter, un par de días después de su estreno. Después de ver el primer episodio no te queda más remedio que promulgar a los cuatro vientos una declaración de amor a este revival de toda tu vida en los ochenta. Porque Stranger Things no solo es una oda al cine de la época, como lo era Super 8, sino que, además, contiene muchísimas referencias a cómics, juegos y al cine más o menos actual. ¿Verdad, Guillermo del Toro?

Y ahí es donde está el público. Los que vivimos los ochenta con la edad de los niños protagonistas podemos ponernos en su piel perfectamente. Una pandilla de cuatro inadaptados que se pasa diez horas jugando en un sótano a Dragones y Mazmorras, los raritos del colegio, adorados por el profesor de ciencias, con unos padres que no les entienden, se encuentran siendo protagonistas de una historia de ciencia-ficción de la que todos hemos querido ser partícipes.

La ingente acumulación de referencias les podría haber salido mal a los hermanos Duffer. A veces, productores y directores se centran en el envoltorio y dejan de lado lo más importante: la historia. Pero Stranger Things no tiene episodios de relleno. Con ocho capítulos de casi una hora de duración, se deben centrar en la historia para avanzar y no perder ni un minuto en subtramas que no aportan nada. Gracias a ello, estoy segura de que ha podido atrapar también a aquellos que no sienten nostalgia por los 80. Y si no sabes de qué estoy hablando, puedes ver los primeros ocho minutos en Youtube gracias a Netflix.

En esta entrada pretendo analizar todas las referencias que existen en la serie y que, por ello, nos hacen temblar nuestro corazón atacándonos a lo que más nos gusta: ciencia ficción, aventuras, comedia y, cómo no, que el presuntamente más débil es el héroe. Así que si no has visto ya todos los episodios, puede que te encuentres con spoilers gigantes que quizá quieras evitar.

Reparto

El reparto está lleno de caras desconocidas. Salvo Winona Ryder o Matthew Modine (en menor medida David Harbour), no suena ningún actor, por lo que no podemos asimilar sus caras a otras producciones más recientes. Todos los actores están a un nivel altísimo, incluso Winona Ryder que, reconozcámoslo, nunca destacó por sus dotes interpretativas sino más bien por su imagen de la Generación X.

El núcleo principal del plantel de actores son los niños. Es muy raro comprobar que unos actores de tan corta edad puedan interpretar unos papeles de forma tan intensa. Y aunque parezca baladí, el papel de Eleven tiene su problemática y así lo contaron sus productores. Encontrar a una niña actriz que quiera raparse el pelo fue toda una odisea, hasta que encontraron a Millie Bobby Brown, a la que le enseñaron una foto de Charlize Theron en su papel de Furiosa en Mad Max: Furia en la carretera para que comprobase lo mucho que puede molar una chica con el pelo rapado. Brown aceptó, no sin lágrimas, igual que sus padres, reticentes al principio.

Para la elección de sus compañeros, los hermanos Duffer hicieron interpretar a los candidatos escenas de Cuenta conmigo, una de las constantes referencias de la serie. No sé si fue gracias a ello, pero todos los niños tienen una química tremenda y sus escenas son absolutamente realistas. No hay nada de sobreactuación ni muecas extrañas, sino comportamientos preadolescentes totalmente creíbles.

Stranger Things

Como no podía ser de otro modo, para poder abarcar más público potencial, no solo tendremos una trama central con los niños, sino unas subtramas de lo más interesantes con adolescentes y adultos que confluirán hacia el final para unirse en un solo equipo contra el Demogorgon.

Títulos de crédito y póster

Los títulos de crédito son sencillos y, a la vez, llenos de referencias. La tipografía utilizada en las letras de Stranger Things es ITC Benguiat, que todos podemos reconocer gracias a Tarantino y a su obsesión por ella. No olvidemos que Tarantino también es un fan de los 80 y esta tipografía estaba presente en algunas pelis de John Carpenter, algunas de las novelas de Stephen King edición bolsillo y en el principio de las cintas VHS cuando ponían el aviso de copyright. Los encargados del diseño del título fueron los del estudio Imaginary Forces, creadores también de los títulos de Mad Men, Seven, Minority ReportBoardwalk Empire o The Pacific.

El póster de las bicis recuerda muchísimo a Exploradores, de Joe Dante. Esta estética, que utiliza las típicas bicicletas BMX y sus luces, también fue utilizado para diferentes teaser y promos de la serie. El póster grupal recuerda muchísimo a los pósters de Star Wars o de los típicos carteles dibujados en los 80 por Drew Struzan y John Alvin.

Ropa y estilo

Stranger Things ha sabido conjugar todos los elementos ochenteros en aspectos tan concretos como la ropa, utilizando camisetas Le Tigre, que imitaban las de la marca Lacoste, los típicos pantalones de cintura alta, rectos, con las zapatillas Victoria, jerseys de cuello alto, hombreras, cardados… vamos, toda esa ropa que “nos encantaba” llevar puesta. Bueno, los Casio de toda la vida desde hace un tiempo vuelven a estar de moda.

Por otro lado, Winona Ryder quería interpretar un personaje ochentero total y, por ello, solicitó que el estilismo de Joyce Byers fuese igual al de Meryl Streep en Silkwood, película de Mike Nichols de 1983 protagonizada también por Cher y Kurt Russell.

Música y banda sonora

Por supuesto, podemos oír éxitos de los 80 como el Should I Stay or Should I Go de The Clash, Africa de Toto y Heroes de David Bowie con la versión de Peter Gabriel. Kyle Dixon y Michael Stein saben bien cómo componer una banda sonora intensa, ya que habían participado en The Guest de Adam Wingard con su grupo S U R V I V E. Ambos dejaron de lado sus trabajos para componer las casi 13 horas de banda sonora. La música tiene referencias a Halloween o La niebla de John Carpenter pero también a la banda sonora de Tiburón de John Williams o Depredador de Alan Silvestri, gracias al uso de sintetizadores utilizados en la música de os 80.

Sí, John Carpenter hizo la banda sonora de Halloween y ahora mismo está de gira. Ha dicho que con la gira todavía no ha visto Stranger Things pero que lo hará cuando tenga un momento. Estoy segura de que lo hará allá por septiembre. El que sí ha visto la serie ha sido Stephen King, que se ha mostrado encantado con la serie, diciendo en Twitter que le parece una recopilación de sus grandes éxitos.

Cómics y libros

Aparte de toda la literatura de Stephen King, que podemos ver reflejada en múltiples adaptaciones de cine, hay un momento en especial donde se menciona su novela Cujo cuando el jefe Hooper le dice a un agente que está leyendo la novela que le encanta el libro y que es un perro asqueroso.

Como buenos frikis que juegan a Dragones y Mazmorras, nuestros protagonistas hacen continuas referencias a El señor de los anillos y a El Hobbit, incluso Will tiene como contraseña de su refugio la palabra Radagast, es decir, el mago pardo que creó Tolkien. El bosque es Mirkwood, es decir, el Bosque negro de El señor de los anillos.

Cuando Nancy se da cuenta de que algo raro ocurre, empieza a comportarse de forma extraña. En clase, se dedica a no atender y a mirar fijamente por la ventana mientras que su profesor de literatura lee un pasaje de El corazón de las tinieblas de Joseph Conrad, justo delante de una frase como “What is evil?” que aparece en el encerado. El pasaje que lee el profesor es “La oscura corriente corría rápidamente desde el corazón de las tinieblas, llevándonos hacia abajo, hacia el mar, con una velocidad doble a la del viaje en sentido inverso. Y la vida de Kurtz corría también rápidamente, desintegrándose…”.

Y no hay un cómic más mencionado en la serie que el número 134 de X-Men. En él aparece por primera vez la Fénix Oscura, aludiendo, cómo no, a El. Además, en una de las conversaciones, Dustin se pregunta si El consiguió sus poderes de nacimiento como los X-Men o si fueron adquiridos, como Linterna Verde.

X-Men-134

Series de televisión

Más allá de que aparezca Michael Knight en la tele en los primeros minutos de la serie porque la antena no coge bien la señal de El coche fantástico, también podemos comprobar muchas referencias a series como Expediente XTwin Peaks o Fringe. Si bien no están ambientadas en los 80, el imaginario sobrenatural está presente.

Cuando Eleven está investigando la casa en plan ET, descubre y se queda prendada por He-Man, serie de dibujos que hizo famosa la frase “Por el poder de Grayskull”. ¡Cómo no se iba a quedar prendada El!

Películas (esto es lo gordo)

Stranger Things está repleta de referencias cinematográficas, no solo por planos casi calcados de algunos clásicos de los 80, sino también otras referencias más modernas. En primer lugar, la primera película que me vino a la mente fue E.T., el extraterrestre, puro Steven Spielberg. Las escenas en la urbanización, los niños con las bicicletas, Eleven investigando qué ponen en televisión, familias caóticas donde los niños hacen lo que quieren, esconder un ser sobrenatural en la misma casa, los malos vestidos con el mismo tipo de trajes, la peluca y el vestido de Eleven… Pero lo que más me recuerda a E.T. es la relación entre Eleven y Mike, como ET y Elliot. Pero Spielberg no solo está en la sangre de esta serie, sino también en los planos, la fotografía y los encuadres.

En cuanto a la telequinesis, parece que nos acercamos más a Ojos de fuego de John Carpenter que a Carrie de Brian De Palma (basadas en novelas de Stephen King). En Ojos de fuego, la protagonista era una niña interpretada por Drew Barrimore, mientras que Carrie está más bien enfocada a los cambios adolescentes. Además, ese poder sobrenatural estaba originado por experimentos gubernamentales y venía acompañado por sangrados de nariz como podemos ver en Stranger Things. Por si fuera poco, en Ojos de fuego también podíamos ver los electrodos que le ponen a El. Otra referencia puede ser Scanners de Cronenberg por la escena en la que Eleven rompe un par de cuellos, los experimentos con embarazadas, etc.

La relación de la pandilla formada por Mike, Lucas, Dustin, Will y Eleven recuerda muchísimo a la relación entre amigos de Cuenta conmigoLos GooniesIncluso hay una escena que parece sacada de Cuenta conmigo, cuando los niños van andando sobre la vía del tren en medio del bosque, aunque las referencias a estas dos películas tienen más que ver con el tono que con la forma: la relación de los protagonistas se centra en la amistad por encima de todo. Si, además, añadimos un monstruo y los abusones del cole, obtenemos It (Eso)Las escenas que van mezclando realidad y ficción, como cuando explican “El valle de las sombras”, recuerdan muchísimo a Starfighter: La aventura comienza. La película es una oda al frikismo videojueguil, pero es una clara referencia en lo que viene a ser la convivencia de varias realidades paralelas atravesadas, en algún momento, por un adolescente.

Las instalaciones de energía son descubiertas como una tapadera, casi casi como en Juguete mortal, donde un alumno que destaca en ciencias revela que Medatomics no es una farmacéutica, sino una refinería de plutonio que tiene un aspecto similar a las instalaciones del Departamento de Energía de Stranger Things.

Stranger Things

Cómo no iba a ser una referencia Pesadilla en Elm Street. Ese momento en el que parece que hay algo dentro de una pared lo deja clarísimo, y la protagonista adolescente también se llama Nancy. Pero hay una referencia mucho más sutil: aunque se parezca estéticamente más a Under the Skin, los momentos de Eleven en el tanque de privación sensorial tienen más que ver con Freddy Krueger y sus ataques en los sueños, igual que el momento en el que Joyce y Hooper van a rescatar a Will recuerda al momento de los distintos héroes de la saga de Elm Street. El momento de Eleven en la minipiscina también me ha recordado a la situación de los precog de Minority Report e incluso a Viaje alucinante al fondo de la mente.

Poltergeist es una referencia no solo porque Joyce quiere llevar a Will al estreno, sino porque al desaparecer, la forma de comunicarse madre e hijo recuerda a la utilizada por Carol Anne, pudiendo hablar a través de las paredes, como desde otra dimensión. Otro momento Poltergeist es aquel en el que uno de los lacayos del  Dr. Brenner entra por la puerta al valle de las sombras.

Seguimos con más cine y ahora vamos con La cosa (El enigma del otro mundo) de John Carpenter, no solo porque el profe de ciencias la esté viendo para ligar, sino porque en el sótano del rol hay un póster de la peli junto a otro de Cristal oscuro. Encuentros en la tercera fase está referenciada por cómo se ve a los adultos cuando empiezan a obsesionarse con aspectos sobrenaturales y, por supuesto, a la utilización de las luces para comunicarse con otros entes. Posesión infernal está presente desde el momento en el que vemos el caseto de herramientas hasta que nos damos cuenta del póster de The Evil Dead de Sam Raimi en la habitación de Jonathan.

La trilogía de La guerra de las galaxias es comentada por el pequeño grupo de niños como buenos frikis que son, haciendo guiños a la forma de hablar de Yoda, intentando que El vuele el Halcón milenario o que la analogía de la traición sea Lando Calrissian, el amigo que le dio la espalda a Han Solo. El descubrimiento del monstruo en una foto de Jonathan recuerda a Blowup (Deseo de una mañana de verano), monstruo que, como en Tiburón de Spielberg, es atraído por la sangre. Hablando del monstruo, cuando lo vemos nos recuerda a El laberinto del fauno de Guillermo del Toro, pero también a Predator.

Stranger ThingsEn el último episodio, cuando Joyce y Hooper llegan a donde está Will, parece que a donde llegan es en realidad en donde Alien tiene recluidas a sus víctimas y hay algunos momentos donde Joyce y Hooper parecen haber salido del universo Alien, con huevos y todo. El final de todo sugiere algo como lo que le ocurre a Kane con el chestburster. Si recordáis mi post de Alien, Dan O’Bannon, el guionista, fue el que consiguió llevarla a la pantalla. Pues bien, O’Bannon se llama el personaje que encuentra en el lago a Will.

Las referencias al universo de Halloween no solo las vemos por el caso Halloween III. El día de la bruja, donde vemos una investigación similar a la del jefe Hooper, sino también porque Dustin dice que Eleven puede haberse escapado de un sanatorio mental como Michael Meyers.

Las películas de adolescentes también tienen su origen en títulos tan conocidos como Risky Business, La chica de rosa o Dieciséis velas. Como en aquella época, tanto estas películas como la trama romántica de Nancy me importa bastante poco.


Como veis, las referencias son amplísimas y estoy segura de que me he dejado algunas en el tintero. Lo que han conseguido los gemelos Duffer nos ha recordado tantas cosas a los que vivimos en aquella época, a los que ahora somos “los mayores”, que lo raro es que Stranger Things no tuviera éxito. Tanto como el que ha tenido, con un 9,2 en IMDb no lo sé, pero lo que sí sé es que es una serie no solo para aumentar la nostalgia, sino también una serie bien hecha, con una trama interesante y con unas interpretaciones sobresalientes.

 

Anuncios

4 comentarios en “El extraño caso del éxito de Stranger Things”

  1. Que currada de artículo, Nair, voy a tener que leerme varias veces este chico malo.

    Desde luego está plagada de cultura pop ochentera, sobre todo de su cine, y no es de extrañar que a Stephen King le guste tanto; en gran parte es una carta de amor a su obra (como él mismo reconoce). Ha tenido que sentirse tan halagado que prácticamente habrá ido sobre una nube durante su visionado.

    Al terminar esta serie me invadió el mismo pensamiento que con la primera temporada de True Detective: es maravillosa, tengo que hacerme con el dvd.

    Y eso pienso hacer, y la banda sonora también ya que estamos. Hay que recompensar una obra tan cojonuda como está tirando euros en la dirección de esos artistas que han hecho posible esta terrorífica, tierna y maravillosa historia.

    Yo desde luego pienso regalarme el deleite que va a ser disfrutar de esta serie y su música una y otra vez. 🙂

    A mí la referencia que me tocó más el corazón fue que los niños jugasen a Dragones y Mazmorras, una de mis grandes aficiones aunque ya no sea tan fácil reunirse y jugar como antes.

    Le gusta a 1 persona

    1. Escribiendo el artículo me di cuenta de que no solo han querido homenajear a primer Spielberg, sino que se han centrado más en la mezcla Stephen King-John Carpenter. No contaba, en principio, con sacar muchas coincidencias, pero visto lo visto, creo que el artista más homenajeado en la serie es él.

      Lo de D&D es maravilloso, la escena del sótano en los primeros minutos de la temporada es una oda a todos los que éramos unos frikis por la época. Desde el mismo momento que los cuatro están alrededor del tablero, es imposible no evocar recuerdos, lo que hace que te pongas en la piel de los protagonistas (los niños) para que parezca que tú mismo estás viviendo la aventura.

      ¿Has visto en fan-art tipo VHS? Sería la caña que la edición del DVD o Bluray viniese así. ❤❤❤

      Le gusta a 1 persona

  2. Realmente increíble Nair. A pesar de que me ha encantado la serie no conocía muchas de las coincidencias. Aún así acabo de tomarme una gran dosis de información a manos tuyas 🙂
    Por cierto, que opinas sobre una segunda temporada?

    Le gusta a 1 persona

Comenta, no hace falta que te registres :)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s